Quesos San Mateo

Quesos San MateoHistorias

Aarón Caballero Benítez

"Mis conocimientos son más técnicos, lo demás se aprende trabajando"
VER SU HISTORIA

Antonio Luis Santana Rivero

"Es muy importante para todos los canarios consumir nuestros productos, no solo por su calidad sino también porque se contribuye con el desarrollo de nuestras Islas"
VER SU HISTORIA

Aarón Caballero Benítez

Durante años me dediqué a otra actividad laboral que no tiene nada que ver con la quesera. Me dedicaba al servicio técnico, pero en mi entorno familiar siempre ha existido la vinculación con animales y yo mismo hacía queso en mi casa. Era un tema que me atraía y me gustaba mucho, desde siempre.

Cuando decidí dedicarme a la industria del queso pensé que lo mejor era capacitarme y me fui a Cantabria para formarme. Allí hice cursos de iniciación a la quesería donde aprendí un conjunto de materias técnicas muy importantes para el desarrollo de esta industria. Con Luis, actual maestro quesero, aprendo día a día el oficio, porque la mano del maestro quesero es fundamental.

Como bien se dice, la experiencia es un grado.  Yo no le podría enseñar a Luis a cuajar un tanque de leche y él, en cambio, puede seguir ayudándome a mí a identificar diversos aspectos del proceso de producción, a prever y solucionar imprevistos. Mis conocimientos son más técnicos, lo demás se aprende trabajando.

Nuestra materia prima es excelente, las leches con las que trabajamos, sean de cabra, oveja o vaca, son de primera calidad. Por eso, nuestros quesos son diferentes.

En todo este tiempo he podido aprender a diferenciar aspectos muy sutiles y esto es algo que solo se logra con la práctica y el estar día a día trabajando con la materia prima. Así, llega un momento en el que puedes saber quién ha hecho un determinado queso.

Antonio Luis Santana Rivero

Trabajo en Quesos San Mateo desde 1985. He realizado muchas funciones en la empresa. Desde hace unos diez años  soy maestro quesero. Este es un trabajo artesanal que ha ido evolucionando gracias a las mejoras que la innovación tecnológica nos aporta. Los tiempos de elaboración se acortan y el procedimiento se optimiza sin que ello suponga en ningún momento merma de la calidad ya que la materia prima sigue siendo la mejor leche de cabra, vaca y oveja que hay en el mercado.

Es un oficio muy bonito, principalmente porque hacemos quesos para nuestra gente, para los canarios. Cuando voy a un supermercado y veo a la venta los quesos de San Mateo me siento orgulloso de saber que es fruto de un proceso en el que yo he tomado parte.

Este oficio es mucho más que un trabajo, es la transmisión de un saber hacer. Yo lo aprendí de mi tío que también era quesero en esta fábrica. Yo ahora estoy trasladando mis conocimientos a Aarón. Se podría decir que es una herencia que hay que preservar porque la tradición de los quesos de San Mateo tiene que seguir viva y, por otra parte, la empresa también, porque es la fuente de trabajo de muchas familias.

Todo es importante, la experiencia de los empleados antiguos, la capacitación que traen los más jóvenes, en esa combinación uno va aportando cosas al otro cuando se van compartiendo las experiencias.

Tenemos muy buena calidad de leche que nos permite hacer un queso excelente. Es muy importante para todos los canarios consumir nuestros productos, no solo por su calidad sino también porque se contribuye con el desarrollo de nuestras Islas. Además, han sido hechos con mucho cariño.

Momentos enQuesos San Mateo